RECONCÍLIATE

MATEO 5:22

Si te han ofendido recientemente, no esperes hasta mañana para hablar con la persona que lo hizo, pues la ira es amargura en crecimiento y al no hacer nada para deshacernos de ella nos va a afectar en nuestra relación con Dios.

Seamos sabios al hablar, desechando la ira y el enojo, recordando que decir la palabra adecuada en el momento preciso es como entregar manzana de oro servida en bandeja de plata.

OREMOS

Señor, te pido que me des un corazón
perdonador, buscando siempre la
reconciliación. Amén.

FRASE

El que es incapaz de perdonar es
incapaz de amar.

Contenido similar...

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *